Autoridad académica de UNIACC compuso banda sonora para “Jemmy Button”

Diciembre 18, 2015 11:09 am Por
Email to someoneShare on FacebookGoogle+Tweet about this on Twitter

Aliaga1

“Uno de los grandes desafíos del compositor para medios es integrar la conciencia de lo que el proyecto requiere. Hay que estar atento a que el ego no domine el proceso y saber siempre que es la obra a la cual nos debemos y la que da las pautas del proceso”, advierte el director de la Escuela de Música y Sonido de UNIACC, Jorge Aliaga, uno de los creadores en la obra de teatro “Jemmy Button”.

El compositor estuvo acompañado por la Orquesta de Cámara de Valdivia, en el reestreno de la mencionada obra, el 16 de diciembre en la Universidad Austral. “Jemmy Button”, iniciativa de Tryo Teatro Banda, es un trabajo original de Ximena Carrera y Sebastián Vila, basado en la historia de un nativo yagán.

En la primera mitad del siglo XIX, el fueguino recibió el nombre de James Button por el comandante del HMS Beagle, nave perteneciente a la Marina Real Británica. En 1830, Button fue llevado junto a otros nativos de la Tierra del Fuego en el Beagle, para estudiar en Inglaterra y ser presentado ante el entonces Rey del Reino Unido,  Guillermo IV. Tras un año y cuatro meses, el grupo regresó a su lugar de origen.

Para Aliaga, la historia “es una bella reflexión sobre lo que significa dejar de escuchar nuestro origen e intervenir el proceso natural de las personas. Es profunda y muy reflexiva”.

El director de Música y Sonido detalla que la posibilidad de ser parte del proyecto se debió a la iniciativa del director de la compañía Tryo Teatro Banda, Francisco Sánchez, quien lo contactó “para hacer los arreglos y composiciones adicionales que dialogarían con la nueva versión de la obra”.  Asimismo, Sánchez ya había decidido con el director ejecutivo de la Orquesta de Cámara de Valdivia, Cristóbal, Urrutia, la realización de esta obra, precisamente por “su naturaleza clásica”.

Aliaga explica que “los arreglos y composiciones adicionales se realizaron en aproximadamente dos meses. Lo más largo fue pasar a papel toda la música que los actores interpretan en la obra original, lugar desde el cual se debía comenzar el proceso creativo. Desde ahí, fue un proceso más rápido y entretenido, ya que había que dialogar e intervenir considerando siempre la obra en su formato ya existente”.

Para el quinteto de vientos, el cuarteto de cuerdas y un contrabajo, el profesional comparte que “usé mucho del material original para ampliar y hacer nacer nuevas músicas. El desafío era no perder identidad y ganar en ampliar el universo musical de la obra”.

Aliaga anuncia que, en octubre de 2016, la obra se interpretará en el Centro Cultural Gabriela Mistral: “Allí estaré colaborando con todo el equipo en la dirección musical de la obra”.

Fotografía: cortesía de Jorge Aliaga.

Universidad UNIACC