Una mirada crítica al panorama de los periodistas en tiempos donde la censura, que está atentando contra la libertad de prensa, es cuestionable en América Latina.

Por estudiantes de tercer año de periodismo diurno : Abigail Rebolledo, Bárbara Rengel, Camilo Jamasmie, Daniella Tudela y Sthephanie Berroteran.

Una vez más se conmemoró el Día Mundial de la Libertad de Prensa y dada la situación actual que atraviesa América Latina, la carrera de Periodismo de Universidad UNIACC unió a un grupo de expertos en un panel para tratar las diferentes amenazas en el espacio sombrío y oscuro de la profesión.

“Lo que estamos viviendo debido a la pandemia es el cisne negro” fue el término que utilizó el presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la Sociedad Interamericana de Prensa SIP, Carlos Jornet, dando cuenta que lo que sucede ahora tanto en el mundo como en el periodismo es algo que venía arrastrándose desde hace mucho tiempo, lo que ha originado una crisis de sostenibilidad, siendo este el punto central de la actual problemática.

La libertad de expresión es uno de los derechos más importantes de los seres humanos y los periodistas, “es la mejor vacuna para la desinformación” aseguró Jornet y seguidamente planteó que uno de los desafíos más importantes de la profesión es proveer información confiable, que no solo opaque a las fake news, sino que esté por delante de los gobiernos. La pandemia y algunas políticas de gobiernos de México, Argentina, Brasil, Ecuador y Colombia han golpeado al periodismo y han traído consigo el renacimiento de la intolerancia.

Aurelio Collado, presidente del Consejo Latinoamericano para la Acreditación en la Educación del periodismo CLAEP, en su intervención expuso la grave censura y  desacreditación por parte del gobierno de Manuel López Obrador. Además, expuso la dificultad de ejercer el periodismo en México, un país que desde hace años batalla contra los carteles de narcotráfico, período durante el cual han muerto periodistas en el acto de su ejercicio profesional, el cual es comunicar a la ciudadanía de lo que está pasando, creando un ambiente de miedo y censura en los medios de comunicación.

Por su parte, Sergio Campos, Premio Nacional de Periodismo en 2011 y conductor en radio Cooperativa, señaló que Chile no está ajeno a la situación de ‘’este triste cisne negro’’, que tras 17 años de dictadura, los medios de comunicación se encontraron muy arrinconados, fue un fenómeno distinguido a nivel mundial. Luego se refirió que para llegar al fondo del problema, hay que entender que los sistemas políticos van en contra de las libertades públicas, y sobre todo, contra el derecho de la información.

Campos expuso que Chile tiene un gobierno muy debilitado, tras el estallido social y la pandemia desde 2020, episodios que han generado una profunda crisis económica, que pasa muy inadvertida en la televisión y los medios de comunicación, porque al final se les da importancia a otras noticias más comunes y no al real problema.

Los tres panelistas coincidieron en que el panorama del periodismo, en este contexto sanitario, atraviesa por una fuerte crisis y con ello, la libertad de expresión en Latinoamérica ha estado en tela de juicio.