Blog Uniacc

PLAN ALHUE

Siendo fieles a los objetivos estratégicos de la Facultad, la carrera de Arquitectura ha sido consecuente en plantearse el proceso de vinculación con el medio, a través de proyectos de responsabilidad social universitaria. En ellos, nuestros y nuestras estudiantes y docentes han desarrollado y aportado académicamente desde hace 11 años. Los trabajos han ido desde la de colaboración en la reconstrucción con municipios que fueron impactados en el terremoto del 27F de 2010, así como también en el incendio de Valparaíso en abril de 2014.

Esta vez, el Taller de Titulación 2021 busca vincularse con el medio a través de una serie de proyectos de responsabilidad social universitaria, con la comuna rural de Alhué, en la Región Metropolitana. Liderado por la arquitecta y docente, María Gabriela Ramírez, y guiado por el decano de la Facultad de Arquitectura, Diseño y Artes Visuales, Juan Luis Ramírez; el taller IX -compuesto por 28 estudiantes- se comprometió en entregar una propuesta arquitectónica y urbana completa, interesante y diversa a la Municipalidad de Alhué a finales de este año.

Mediante alianzas con la Secretaría Comunal de Planificación y Coordinación (SECPLAC) de Alhué, la alcaldía -liderada por Roberto Torres Huerta-, y la Escuela de Arquitectura, se determinó un plan de acción que se realizará a través del Taller de Titulación de la carrera.

En el plan hay una batería de proyectos que contemplan desde un nuevo edificio municipal, un centro cultural, mercados artesanales y de productos locales, un terminal de buses; pasando por centros productivos de apicultura y recreativos multipropósitos, viveros de flora nativa, centros deportivos, turísticos y recreativos criollos como una media luna local, trabajo con dos comités de vivienda social; hasta la reconstrucción patrimonial de la casa de Mateo de Toro y Zambrano, anexando un centro de eventos con arquitectura contemporánea. Además, se busca la recuperación y puesta en valor del borde del estero en toda su extensión, como iniciativa de ordenamiento territorial, entre otros temas de mejoramiento del paisaje y los servicios, como tres compañías de bomberos en sus localidades.

De acuerdo al Censo 2017, Alhué tiene 6.444 habitantes y está a 134 kilómetros de Santiago. María Gabriela Ramírez, docente que lidera y es responsable de este Taller de Titulación, sostiene que “si bien pertenece a la Región Metropolitana es un espacio muy pequeño que estaba desprotegido, y es un territorio vulnerable además con condiciones precarias a nivel urbano, pero también consideramos que tiene gran potencial sobre todo paisajístico, turístico y productivo”.

Juan Luis Ramírez, decano de la Facultad y director de la carrera, complementa: “Se visualiza a Alhué, como un poblado precario con mucha insuficiencia de proyectos, de servicios culturales, recreativos y turísticos; asociados a una falta de ordenamiento territorial necesario. No tiene un plan maestro de desarrollo, sin un plan regulador que ordene el desarrollo espacial y por ello, nos acercamos y propusimos colaborar con algunos proyectos de interés de ellos” y agrega “estos son proyectos concretos que nacen algunos de la cartera de proyectos de la SECPLAC”. “Como tenemos una mirada amplia de las carencias para aportar al desarrollo futuro del poblado, inmediatamente visualizamos el aporte como academia, nosotros podemos colaborar en la estructuración un poblado que sea caminable y que mantenga su escala humana con propósitos sustentables”, reflexiona el decano.

Uno de los principales desafíos de llevar a cabo un plan de esta envergadura en estos tiempos es realizar todos estos temas a través de la virtualidad y de forma remota.

El decano, Juan Luis Ramírez, colaboró con el levantamiento de la información, que por las medidas sanitarias de la pandemia y por cuidar la salud de los estudiantes, no podían asistir al lugar para llevarlo a cabo ellos mismos. A pesar de las dificultades, algunos grupos sí lograron realizar viajes para estudiar directamente e interiorizarse con el territorio.

María Gabriela reconoce que para los y las estudiantes ha sido desafiante, pero han logrado sobreponerse. “Afortunadamente esta era nos ha permitido enviar correos y hacer videollamadas. Así que seguimos comprometidos con proyectos de este tipo con mucho contacto con el medio generando resultados inmediatos dentro de un entorno multicultural. Nuestro enfoque es dar fuerza en el rol del arquitecto como un actor social e influyente en el desarrollo o reconstrucción de ciudades o de pequeños poblados, como Alhué, que han sufrido todas estas variables”.

Asimismo, el decano sostiene que “los alumnos y alumnas que están en este taller tienen un perfil muy profesional y se encuentran insertos en el medio laboral. Entonces ellos manejan todas estas herramientas digitales y no han tenido problema en usar los recursos tecnológicos para poder recopilar más antecedentes de los que nosotros le hemos entregado”.

Juan Luis Ramírez reflexiona sobre el arquitecto como actor social: “En nuestros objetivos, como taller y como carrera, está el hacer énfasis o fuerza en que estos proyectos sean factibles y sostenibles, y con esto también garantizar que estos proyectos, finalmente, si bien van a pertenecer a una batería de proyectos que dependen de un fondo, tengan muchas más posibilidades de ser construido que es nuestro interés, que sean proyectos reales, con factibilidad económica y desarrollo concreto para materializarlos”.

Se espera que las medidas sanitarias permitan una corrección de parte de las autoridades municipales de la comuna a los estudiantes a mediados de año y una presentación completa con el plan final Alhué 2030 a finales de 2021.

Por otra parte, esperando la realización de la nueva Bienal de Arquitectura y Urbanismo –versión número XXII-, Juan Luis Ramírez agrega “nosotros esperamos que la XXII Bienal de Arquitectura -que debería estar próximamente organizándose- podamos estar a punto con la presentación de estos proyectos. En años anteriores hemos participado en estos eventos con el “Plan Providencia 2030”, realizada en conjunto con el municipio de la comuna y presentada en la XX Bienal de Arquitectura y Urbanismo en Valparaíso. También presentamos el “Plan Concepción 2030” en la XXI Bienal del Matadero Franklin en 2019, realizado en conjunto con el municipio penquista. En ambas Bienales, nuestras presentaciones y estudiantes han sido distinguidos por las muestras presentadas. Ahora abordamos el poblado rural de Alhué para el 2030, para ser presentado en la próxima XXII Bienal de Arquitectura, en conjunto con el municipio local”

Los alumnos y alumnas participantes en este desafío: Juan Pablo Aguilera, Mario Rojas, Gonzalo Concha, Mauricio Gómez, Enzo Carrasco, Jean Pierces, Jaime Villalobos, Felipe Maturana, Rodrigo Bustamante, Constanza Urrutia, Javier Huerta, Francisco Núñez, Valeria Marchant, Daniela Cid, Cristhian Pardo, Pedro Meneses, José Iturra, Miriam de la Luz Madariaga, Paula Muñoz, Óscar Paredes, Fabián Bello, Gastón Salazar, Griselda Molina, Rafael Guinolin, Patricio Reynaga, Braulio Gálvez, René Gutiérrez y Cecilia Lagos.

Inscríbete Aquí